The Red Bus School - Formación y Servicios Informáticos
RSS

Entradas más populares

He aprendido a estar sin ti
Descanso en el Pirineo
Con alas y a lo loco
Caos a la vuelta
Cuando tu cuerpo se rompe y tu mente te recompone

Categorías

A. Pérez de Bustamante
Amalia Nicoleta Balan
Consuelo Martín
Presentacion - Introduccion
Relaciones - Enamoramiento - Compromiso - Seduciendo tu Alma
Rosalía García Calles

Archivos

junio 2017
mayo 2017
enero 2017
diciembre 2016

con tecnología de

StoryTelling

Tu cerebro te engaña



Tu cerebro te engaña
cuando te enamoras



El increíble cambio que se produce en tu cerebro

Si alguna vez te preguntaste cómo haces para mantenerte enamorada, la respuesta es muy sencilla:

“tu cerebro se pasa por alto algunas cosas…
y la clave está en eso que «olvida».”


Tu cerebro te engaña con las percepciones negativas de tu pareja

Cuando nos sentimos enamorados disminuimos el juicio negativo que tiene tu cerebro.

Empleas «ilusiones positivas» para mantener una relación de pareja saludable.

Esas ilusiones positivas no son más que nuestra capacidad de pasar por alto

¿Qué nos pasa en un reencuentro?


Voy a verle
después de un tiempo



Tu estado estos días pasados me han hecho pensar que necesitas una explicación a lo que te ocurría "químicamente hablando".

Voy a intentar ponerme en tu lugar y explicar cómo tu cuerpo se prepara para recibirle.

Te echo de menos y necesito sentirte, que estés a mi lado

-  Se acerca el día de verlo nuevamente y sentirme de nuevo viva, revuelta, impaciente… muevo todo y a todos para poder encontrarme con él. -

 
 
 
Si te identificas con esta situación, es que estás enamorada o apasionada por alguien.

Cuando tu cuerpo se rompe y tu mente te recompone


Cuando tu cuerpo se rompe
y tu mente te recompone

En esto de estar dentro de uno mismo, miras y miras mas hacia dentro y pones en orden muchas de las cosas que te asaltan en el día a día que vas dejando aparcadas o rezagadas, simplemente porque la rutina te distrae y te lleva al mundo racional donde se espera que estés.

Cuando tu cuerpo se rompe y tu mente te recompone

Ahora, en estas circunstancias, donde la mente se relaja, los pensamientos te asaltan y toman el control de tu parte más creativa, es donde comienzas a analizar a todas esas personas que tienes idealizadas que te han vendido humo.

He aprendido a estar sin ti

He aprendido a estar sin ti

Estaba tan unido a ti que pensaba que más allá de tu sonrisa no había otros rostros con los que sonreír.

Tan nosotros que nunca pensé en la posibilidad de construir un mundo fuera del nuestro.

He aprendido a estar sin ti
Estaba equivocado.

Más por la rutina que por unos lazos que siempre se terminan rompiendo.

Era más fácil vivir en ti que salir y descubrir que se podía sonreír sin tu sonrisa. Por miedo a no necesitarte o por miedo a darme cuenta que te necesitaba demasiado.

Una sola razón y 13 excusas






Este es un relato atrevido y desafiante que no te dejará indiferente.

“Mi ira y mi frustración contra todos vosotros se convirtieron en lágrimas y después volvieron a ser ira y odio […]”

La opinión sobre una serie de TV que amplía el debate social sobre el acoso entre estudiantes en las instituciones educativas y que invita a reflexionar desde otro punto de vista.

Nos sumerge en la idea de no frivolizar  con este tema para implicarnos en una conciencia colectiva de ser todos quienes tenemos que ser responsables de la educación de nuestros hijos, esa nueva generación que cogerá el testigo de la transmisión de los valores impresos en su propia educación.